Mis excusas

La triste realidad es que, por motivos que seguramente ocuparían otro post entero, pero que ni yo conozco, no parece haber nada que quiera escribir. al menos no parece haber nada que pueda encontrar un camino certero entre la idea vaga y el papel manchado.

Supongo que no es bueno forzarlo; nunca lo hice y creo que escribe quien tiene algo que decir. Sé también que soy perezoso y tantas otras cosas, y entonces cada tanto me pregunto, para estar seguro que no tengo nada para decir. No todas las veces me creo las excusas que me invento, pero es cierto también que a veces elijo hacer la vista gorda.

Sin embargo, esto que empezó en papel y llegó acá en forma de textos desordenados, en el más absoluto de los anonimatos y un profundo olvido, embebido de desesperanza y sin ningún viso de futuro (puede que esté exagerando, pero no mucho) termino siendo un páramo por el que más de uno pasa más de una vez. Y yo empiezo a sentir que les debo un algo por la molestia del click.

De la conjunción de estas dos certezas surgió esta solución sosa pero efectista: mientras no pueda ofrecerles material nuevo, y para evitar faltarles al respeto con más refritos, recurriré a una técnica que no por muy conocida o popular que sea ha perdido su poder.

Quién no recurrió a ella en declaraciones de amor, en pedidos de disculpas, en posts de aquí y de allá, en postales, remeras, cuadernos, carpetas, etc?

Así es, queridos amigos, les proveeré de palabras ajenas. Intentaré hacer mías aquellas palabras que otros usaron, y mucho mejor de lo que yo podría hacerlo.


Que Dios y la Patria me lo perdonen.




8 opiniones:

folavril | abril 03, 2007 6:18 a.m.

oh, bueno. siempre es más bonito leer lo suyo de usted, pero no creo que haga falta tanta disculpa y explicación. al fin y al cabo,es su blog y ya. publique lo que quiera, lo que le guste. ya alguna vez anterior nos convidó de palabras ajenas y letras que le gustaban. hace bien en poner lo que le gusta, no sólo de lo que escribe está hecho el hombre....

Fodor Lobson | abril 03, 2007 11:10 a.m.

Me gustó el concepto de retribuir el esfuerzo del click.

P.S. si la técnica no ha perdido su poder, que tampoco pierda su H, ¡carajo!

Romau | abril 03, 2007 2:04 p.m.

La patria no se, pero yo lo perdono ;)

También está bueno ver las cosas que a usted le parecen interesantes y le gustan.

Abrazo.-

Subjuntivo | abril 03, 2007 4:35 p.m.

Es verdad, este blog es mío y en él hago cuanto quiero, como quiero.

Pito.


Dije "pito", vieron?





H será de honor? Estoy medio dormido me parece...




Romau, usté siempre tan serio, tan correcto, tan ubicado: así da gusto.
A qué, no me pregunte.




S.

Almendra | abril 03, 2007 7:24 p.m.

la H es porque te la olvidaste en un "ha". el último renglón del 4to párrafo

Subjuntivo | abril 03, 2007 7:29 p.m.

Válgame, es cierto!
(era cierto)


Bueno, como verán, no miento cuando digo que no reviso/corrijo/arreglo.

Soy un desastre, sí, qué va'cer...



S.

Puercoespin | abril 07, 2007 10:06 p.m.

Don Subjun, no se ponga dramático. Está todo más que bien.

Le aviso que "Libretas Usadas" cambia a "Libretas en Blog" (http://libretasenblog.blogspot.com/)

Un saludo

Subjuntivo | abril 09, 2007 2:37 p.m.

Pinchudo, qué sorpresa!

Esperaba esas actualizaciones, y nunca llegaban! Enhorabuena!



S.